lunes, 7 de octubre de 2013

BUTTERMILK (SUERO DE LECHE) CASERO

Seguro que os habéis encontrado alguna vez, con recetas en las que uno de los ingredientes era el BUTTERMILK y os habréis preguntado, primero que es, ya que aunque la traducción sería mantequilla de leche, que demonios es y sobre todo, a donde lo puedo encontrar. Pues, la verdad es que encontrarlo es un poco difícil y a veces caro, por lo que es mejor hacerlo en casa, ya que haces la cantidad que necesitas, aunque te pueda durar tranquilamente 15 días en la nevera.

Tenemos varias maneras de hacerlo:

1ª RECETA

Ingredientes:

200 ml de nata para montar, con un 35-50% de materia grasa

Preparación:

Batir la nata muy fría con las varillas, a velocidad máxima, durante 5 minutos. Veréis que se separa la mantequilla (sólido), del suero de leche (líquido). Bien, pues el buttermilk es el suero de leche y la mantequilla es casera, la guardáis en la nevera para utilizar y el buttermilk o suero de leche ya está listo para usar o también lo podéis guardar en la nevera, para su utilización más tarde.



2ª RECETA

Esta es la receta que yo suelo utilizar, me gusta mas como queda y el sabor que tiene.

Ingredientes:

Un vaso de leche (250 ml), puede ser entera, semidesnatada, desnatada, de vaca o de cabra.

Una cucharada de vinagre de vino blanco o una de limón (yo utilizo vinagre)




Preparación:

 
Se calienta la leche un poco, solo para que quede un poco tibia, ni se os ocurra dejarla que hierba, entonces no os saldría bien. Incorporar la cuchara de vinagre o limón a la leche y dejar reposar 15 minutos, no hace falta moverlo. 




 



El resultado sera, como si la leche se hubiese cortado, como un yogur bebible, pero más líquido. Ahora ya lo podeis utilizar tal cual, aunque yo lo remuebo un poco todo, antes de incorporarlo a la receta.




La verdad es que da un sabor estupendo como a miel tanto a la repostería, como a los panes que incorporan este producto, a parte de mucha jugosidad. Además casi siempre esta asociado al bicarbonato sódico, ya que neutraliza algo de su acidez.


Como podéis ver, es muy fácil de hacer y nos ahorramos un dinerillo, además de saber que productos le ponemos. Hecho en casa sabe mejor, por supuesto.

Dentro de poco, os pondré una receta de un pan, que utiliza este ingrediente.



Disfrutadlo



floretagroga

No hay comentarios:

Publicar un comentario